Alimentos que ayudan a dormir

 

alimentos que ayudan a dormir

Seguro que muchos de vosotros os desveláis en mitad de la noche y empezáis a dar vueltas en la cama sin saber qué hacer… Ponéis la tele, leéis un rato, miráis el móvil… ¡y algunos no podréis resistir la tentación de ir a la cocina a picar algo! En una de esas noches sin poder dormir, se me ocurrió investigar qué alimentos podían ayudarnos a descansar mejor (y convertir así la nevera en una aliada)… ¡este es el resultado!

Alimentos que luchan contra el insomnio

Está demostradísimo que el estrés y la mala alimentación son las principales causas de insomnio.

Por suerte, también hay alimentos que nos ayudan a combatir la ansiedad y a dormir bien.

Son aquellos que consiguen aumentar nuestros niveles de serotonina en el organismo, haciéndonos sentir una placentera calma.

Conocida como “la hormona de la felicidad“, es un potente neurotransmisor que no solo induce el bienestar y reduce el dolor, también ayuda a conciliar el sueño.

Los alimentos que contienen triptófano -aminoácido a partir del cual se segrega la serotonina- nos ayudan a relajarnos y a dormir mucho mejor…

El plátano, las cerezas, el mango, la miel, los cereales, el queso, la leche o el yogur son muy ricos en triptófano, por lo que calman la ansiedad y nos hacen sentir más relajados al instante. Asimismo, los lácteos también son muy ricos en calcio, que es un tranquilizante natural.

Alimentos que luchan contra el insomnio

Otras grandes aliadas para hacer frente al estrés son las vitaminas del grupo B, que fortalecen el sistema nervioso y provocan un efecto sedante.

Se encuentran presentes en cereales, pescados, carnes, huevos, lácteos, legumbres, levaduras, semillas, frutos secos, hortalizas (patatas, espinacas, brócoli…) y frutas (aguacate, frambuesas, sandías, uvas…).

Las nueces, las almendras, los pescados azules y el aguacate también contienen ácidos Omega-3, otro must para los frescos más atormentados.

Y es que reducen la agresividad, ayudan a evitar la depresión y la ansiedad y mejoran la calidad del sueño.

Alimentos para mejorar el sueño

Otro elemento a tener en cuenta es el magnesio, que tiene propiedades relajantes -ya que la serotonina depende directamente de este mineral-.

Además, cuando hay deficiencia de magnesio, la melatonina (que es la hormona que regula el sueño) se altera.

El aguacate, el kiwi, el plátano, las espinacas, la quínoa, el queso o las semillas de calabaza son algunos de los alimentos más ricos en este elemento.

Sin olvidar los hidratos de carbono -pasta, arroz, cereales, pan…-, que aumentan el nivel de triptofano en la sangre, haciéndonos sentir mucho más relajados poco después de consumirlos.

Al igual que hay alimentos que nos ayudan a relajarnos, hay otros que dificultan el sueño y que debemos evitar: aquellos que contienen sustancias excitantes (como el alcohol, el té o el chocolate) o las comidas pesadas y ricas en grasa.

En definitiva, nuestra propuesta para que durmáis como reyes es una cenita fresca (ensalada de aguacate, pasta con verduras, quínoa con queso…) y un zumo de frutas recién exprimido o un tazón de leche con cereales como postre. Probadlo y nos contáis…

¡Felices sueños!