ReVuo Información útil sobre lo que te rodea

Arroz con Alcachofas

Arroz con Alcachofas

Los alcauciles o alcachofas resultan ideales para mantener el hígado en buen estado (aprenda más de ésta hortaliza).

Combinados con el arroz y el resto de ingredientes que componen este plato, proporcionan un alimento sencillo, nutritivo y saludable.

Esta receta ayuda especialmente a proteger:

– El hígado. Debido a que la alcachofa facilita las funciones de este órgano, especialmente su capacidad para eliminar las toxinas que circulan por la sangre. Además, los hidratos de carbono del arroz constituyen una buena fuente de energía para las células hepáticas.

– Las arterias y el corazón, debido a que la cinarina de la alcachofa tiene la propiedad de evitar que el colesterol se deposite en las arterias. Además, los pimientos, tomates y ajos empleados en este plato reducen el nivel de colesterol y mejoran la circulación de la sangre.

– Los riñones, gracias a la acción diurética de la alcachofa, ayuda fácilmente a la eliminación de toxinas que circulan por la sangre.

– Los intestinos, debido a la fibra que aporta tanto la alcachofa como el arroz, especialmente si este último es integral. Esa fibra previene el estreñimiento y facilita la función del intestino grueso

Valor Nutritivo por ración:

Energia319 CaloriasProteínas8.40 gHidrato de Carbono61 gFibra6.79 gGrasa Total2.31 gGrasa Saturada0.453 g Colesterol —–Sodio67 mg

INGREDIENTES (Rinde 4 raciones)

  • 300g de arroz integral
  • 500g de alcachofas (alcauciles)
  • 1 pimiento (chile dulce) morrón
  • 1 tomate
  • 2 dientes cié ajo
  • 1/3 de caldo de verduras (sin sal)

Ingredientes Complementarios


PREPARACIÓN

Poner a remojar el arroz en agua fría la noche ¡interior, o bien durante una hora en agua caliente. Quitar a las alcachofas las hojas más duras, las puntas y el tallo, y cortarlos en gajos (6 o mas por alcachofa).

Rociarlos con limón para que no se ennegrezcan. Asar el pimiento, pelarlo, quitarle las semillas y cortar en tiras. Lavar y triturar el tomate. Pelar y picar los ajos y el perejil.

Calentar el aceite en una sartén y sofreír las alcachofas. En el mismo aceite, sofreír el pimiento durante unos minutos, añadir el tomate y sofreír 5 minutos más. Incorporar al sofrito el caldo de verduras hirviendo, el arroz escurrido y la sal.

Hervir a fuego vivo durante 10 minutos. Añadir las alcachofas y el picadillo de ajo y perejil. Reducir el fuego y hervir hasta que el arroz esté en su punto (seco y suelto). Si el caldo se consume demasiado rápido, tapar la sartén. Apagar el fuego y dejar reposar 5 minutos. Servir caliente.

 

Te puede interesar también…

Deja tu comentario!